La Unión

VAR: qué es y cómo funciona el videoarbitraje en el fútbol

Con el sistema de videoarbitraje se viene experimentando desde 2016. Gianni Infantino, presidente de la Federación Internacional de Fútbol Asociado (FIFA), ya ha confirmado oficialmente que el VAR (video assistant referee, árbitro asistente de video) será utilizado en la Copa Mundial Rusia 2018.
VAR: qué es y cómo funciona el videoarbitraje en el fútbol
30 de mayo de 2017 - 17:53

El sistema de videoarbitraje VAR (video assistant referee, árbitro asistente de video) se estrenó con polémica en diciembre en el Mundial de Clubes en el partido entre Atlético Nacional y Kashima Antlers, cuando se sancionó el primer penal oficial de la historia con la ayuda de la tecnología tras mirar las imágenes de un empujón en el área. Por lo tanto, ha aparecido de nuevo en el radar de los espectadores, jugadores, técnicos y dirigentes del fútbol mundial.

¿Cuándo se aplica y cómo funciona?

El VAR consiste en un conjunto de cámaras que retransmiten a una sala apartada del campo, donde los asistentes de vídeo pueden revisar las jugadas. Solo hay cuatro tipos de lances que pueden revisarse. Esta asistencia puede producirse a petición del árbitro (si tiene dudas en una de las jugadas que pueden rearbitrarse), o en caso de que los asistentes detecten un lance dudoso y avisen al juez del encuentro a través del intercomunicador.

En ese momento, los asistentes de video reproducen las imágenes en sus monitores y transmiten sus conclusiones al árbitro. Es este último quien toma la decisión final. Puede hacerlo después de consultar también las imágenes en un monitor situado en la banda, o fiándose únicamente del criterio de los asistentes.

Estos son los tipos de jugada que pueden revisarse mediante el VAR:

GOLES:

Una de las funciones del VAR es, según el sitio web de la FIFA, “ayudar al árbitro a determinar si se ha producido alguna infracción que impida conceder gol”. En un primer momento se pensaba que el VAR no podía corregir los fuera de juego porque no está mencionado en sus cuatro competencias (goles, penaltis, tarjetas rojas y confusión de identidad), pero en realidad, sí está habilitado para dar marcha atrás cualquier acción que haya podido influir en un gol. En este caso, según los expertos, el ritmo de juego no se detiene, porque el gol ya detiene el partido por sí mismo.

 

PENALES:

Los asistentes garantizan que se tome la decisión correcta al sancionar (o no) un penal.

 

TARJETAS ROJAS:

También colaboran para asegurarse de que un jugador reciba la sanción merecida en caso de dudas sobre la gravedad de una falta o infracción.

 

CONFUSIÓN DE IDENTIDAD DE JUGADORES:

En algunas jugadas en las que participan muchos futbolistas el árbitro no sabe quién hizo la falta o no ve lo que sucede. Los asistentes de vídeo pueden ayudarlo a determinar quién cometió una infracción para no amonestar o expulsar al jugador equivocado.

¿Cómo es la mecánica?

1. Jugada dudosa. Por ejemplo, en el amistoso entre Francia y España, jugado en abril pasado, el árbitro auxiliar pitó fuera de juego en el gol de Griezmann con ayuda del VAR.

2. Revisión. A instancias del árbitro o de los asistentes de video, la jugada se revisa a través de monitores con distintos tiros de cámara. Los asistentes se encuentran en una sala dentro del estadio y solo ellos y el árbitro pueden ver las imágenes.

Asistentes durante un partido. / Foto: FIFA.

La comunicación se produce por medio de transmisores. El árbitro tiene posibilidad de ver las imágenes desde una tableta a pie de campo. Las imágenes prueban que hay infracción del reglamento del fuera de juego.

 

3. Decisión. El árbitro anula el tanto marcado por Francia.

El árbitro alemán Felix Zwayer da por válido el offside de Antoine Griezmann y anula el gol de Francia.

En el mismo partido, el asistente Nº1 del partido señaló fuera de juego de Gerard Deulefeu. Tras consultar con el VAR, el árbitro alemán Felix Zwayer anuló la decisión de su ayudante y validó el tanto para España.

 

Con información de EL PAÍS.

Noticias relacionadas

Secciones