La Unión

“Terceras personas no tienen por qué pagar platos rotos ajenos”, dice Duarte Cacavelos

Guillemo Duarte Cacavelos, quien renunció a su candidatura al Senado por el PDP, explicó que no podía anteponer sus intenciones de ser legislador por sobre los de sus clientes en lo que refiere a sus labores como abogado, especialmente las empresas y fundaciones que representa, ya que la imagen y la economía de estas se ven afectadas por las acusaciones de cierto medio impreso.

Guillermo Duarte. / Foto: ABC Color.

“Terceras personas no tienen por qué pagar platos rotos ajenos”, dice Duarte Cacavelos
9 de marzo de 2018 - 12:49

Guillemo Duarte Cacavelos renunció el pasado miércoles a su candidatura a la senaduría. El abogado ocupaba el segundo lugar en la lista del Partido Democrático Progresista (PDP).

En comunicación con La Unión R800 AM, explicó: “Yo puedo decidir en lo que me afecta a mí, pero afectan a terceras personas una decisión personal mía (…) se llegó a ese ataque de denuncias falsas de lavado de dinero que generan repercusiones económicas para las empresas y las fundaciones a las que represento”.

Indicó que él no puede anteponer sus intenciones por sobre los de sus clientes en lo que refiere a sus labores como abogado. “Yo solo puedo afrontar esos ataques (del medio impreso), pero terceras personas no tienen por qué pagar platos rotos ajenos”, expresó el jurista, asegurando que las acusaciones por parte del conocido diario se debieron a su incansable insistencia e intervención en el caso 31M.

En ese sentido, manifestó que no les fue fácil a los dirigentes del PDP, Desirée Masi y Rafael Filizzola, aceptar la renuncia a su candidatura, “pero entendieron porque les afecta a mis clientes”.

Por otra parte, con relación al procedimiento de perimetría realizado por el Ministerio Público en la sede del PLRA en el marco de la investigación del asesinato de Rodrigo Quintana, Duarte Cacavelos señaló que se trató de un relevamiento de datos. Aseveró que no se realizó el estudio de trayectoria balística no llevó a cabo debido a que el plazo límite para el desarrollo normal de la investigación es el 3 de abril. “Dejamos porque los tiempos se nos acortan”, expuso, añadiendo que, si no se llega a resolver el caso para esa fecha (tal parece que así será), se deberá plantear un recurso de requerimiento conflictivo de acusación. “Así como estamos vamos a tener que acusarle a Gustavo Florentín (suboficial sospechoso de haber disparado contra el joven dirigente)”, finalizó el abogado.

Noticias relacionadas

Secciones