La Unión

Leo Rubín: “No voy a ser un ‘florero'”

El candidato a Vicepresidente de la República por el Frente Guasu en el marco de la Gran Alianza Nacional Renovada (GANAR), manifestó que, en caso de vencer en las elecciones generales, él llevará adelante los planes de Gobierno firmados con el PLRA, siempre teniendo en cuenta el respeto al Ejecutivo. “No tengo interés de competir con el Presidente”, aseguró. Por otra parte, criticó la presidencia de Horacio Cartes, a la que acusa de tener un “gobierno paralelo con sus gerentes mandando, por esa razón los ministros del Gabinete no pueden hacer nada”.

Leo Rubín, en estudios de La Unión R800 AM.

Leo Rubín: “No voy a ser un ‘florero'”
27 de noviembre de 2017 - 14:22

Leo Rubín, candidato a Vicepresidente de la República por el Frente Guasu en el marco de la Gran Alianza Nacional Renovada (GANAR), visitó los estudios de La Unión para hablar acerca de sus visiones con respecto a las internas partidarias, el posible escenario para las elecciones generales y sus propuestas de Gobierno, postulación a la cual -aseguró- fue clave la intermediación y el diálogo con Fernando Lugo.

Primeramente, dijo que el cuidado del medio ambiente y el desarrollo de la tecnología para que esta sea utilizada como método educativo serán sus enfoques como segundo gobernante. Además de la defensa de los pueblos originarios y la promoción de los jóvenes en el empleo. En ese orden, indicó que promoverá la creación de un Ministerio del Ambiente y el Agua. Sobre el punto, afirmó que este y otros proyectos están en un documento firmado con el Directorio del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA), los cuales serán llevados a cabo si llegan al Ejecutivo. “En el 2008 no se hizo esta hoja de ruta, a diferencia de lo que ya tenemos preparado ahora. Aquella vez la cuestión era ganar nomás. Ahora no solo eso”, aseguró.

Señaló que varias veces le han sugerido que se postule para senador, diputado e intendente. Aunque nunca aceptó, manifestó que “me empezó a gustar la idea”.

Por otra parte, en lo concerniente a los problemas internos que posee el PLRA, partido con el cual conformará la chapa presidencial en las elecciones generales, dijo que se deben a los antiguos liderazgos de Efraín Alegre y Blas Llano, quienes pretenden ejercer su hegemonía. No obstante, confía en que las rencillas y acusaciones acabarán luego de las internas partidarias. Además, citó que en la ANR se tienen “iguales o peores divisiones, principalmente entre Mario Abdo Benítez y el Grupo Cartes”.

A propósito, en lo que refiere a sus posibles rivales colorados, indicó que “lo que dijo Marito la vez pasada, de que únicamente muerto no podrá ser presidente, me parece una exageración absoluta. Cuando yo sea vicepresidente y él esté en la oposición, de igual manera probablemente nos podrá a desarrollar proyectos”. En ese orden, dijo que “Santiago Peña está puesto por Cartes y, si no gana las elecciones internas, seguramente desaparece, vuelve al Banco Central o va a otro país”, mientras que “Benítez sí es líder de una corriente y seguirá en la oposición justamente como líder en el próximo período aunque perdiera”.

Rubín estima que lamentablemente se producirá una crisis política en el país debido a que es muy probable que los tres exejecutivos para ese entonces, Nicanor Duarte Frutos, Juan Afara y Horacio Cartes, no juren como senadores, ya que tanto el oficialismo del PLRA como el Partido Democrático Progresista (PDP) anunciaron que impugnarán sus posibles cupos.

En alusión al Gobierno de Horacio Cartes, afirmó que deja miseria, mentiras y abuso de poder. “Prácticamente, Cartes alquiló el Partido Colorado para hacerse con el poder. No sé si fue su idea o la de (Juan Carlos) Galaverna. Después cuando a mí me dicen que ‘él es un tipo millonario y no va a querer robar’. Tuvimos le clarísimo caso de Wasmosy. Es una gran mentira”, dijo.

Acusó al actual mandatario de tener un Gobierno paralelo, con sus gerentes por un lado y el de los ministros del Gabinete que “no pueden hacer nada”.

En lo referente a un posible gobierno de la alianza GANAR, aseguró que él no será un “florero”, sino que él por su cuenta llevará adelante los planes de mandato, siempre teniendo en cuenta el respeto al Jefe de Estado. “Del Jefe de Estado que gane, yo voy a ser servidor porque soy respetuoso de las instituciones, así que yo no tengo interés de competir con el Presidente. Al contrario, yo voy a trabajar para ayudar porque soy una persona muy proactiva”, afirmó el postulante.

Noticias relacionadas

Secciones