La Unión

Instalan mamógrafo de última tecnología en el INCAN

Instalan mamógrafo de última tecnología en el INCAN
26 de enero de 2017 - 15:24

El primer mamógrafo digital con tomosíntesis del sector público de salud está siendo instalado en el Instituto Nacional del Cáncer (INCAN) del Ministerio de Salud Pública. Este equipo de última generación brindará servicio a las pacientes desde febrero.

Este que es el segundo mamógrafo digital adquirido por el INCAN desde el año 2015, tiene un complemento de gran importancia: la tomosíntesis.

El Doctor Julio Tonina, Jefe del Departamento de Radiología del INCAN, explica. “Nuestro nuevo mamógrafo es lo último en tecnología mamográfica. Somos el primer hospital público en ofrecer este servicio a sus pacientes. El equipo realiza mamografías digitales convencionales y la tomosíntesis, que permite efectuar cortes tomográficos de la mama.”

“Los cortes tomográficos de mama –dice el Dr. Tonina- son de gran importancia en el diagnóstico de mamas densas, donde se presenta una dificultad diagnóstica con el método convencional de mamografía”. La densidad de la mama es una característica genética del tejido fibrograndular, el tejido de la mama, refiere el radiólogo. “La tomosíntesis tiene la ventaja de hacer cortes múltiples de la mama, lo que permite visualizar mejor lesiones más pequeñas y lograr una localización exacta de las mismas. También abre mayores posibilidades de precisión en la definición de lesiones muy dudosas, usando, por ejemplo, un medio de contraste,” agrega.

“Este no es un mamógrafo para ser utilizado en forma de rutina. Nuestra idea es usarlo en forma selectiva de modo que las pacientes del INCAN que presentan dificultad diagnóstica en la mamografía convencional puedan acceder a este medio diagnóstico de alta complejidad,” indica el Dr. Tonina. 

UN GRAN AVANCE PARA LA DETECCIÓN PRECOZ

El jefe del Departamento de Radiología explica que la alta precisión diagnóstica del nuevo mamógrafo es también un gran avance para la detección precoz del cáncer de mama en el sector público de salud. “En cáncer de mama cuanto más chica es detectada la lesión, el pronóstico es mejor. Eso es lo que buscamos al avanzar tecnológicamente con nuestro equipamiento de mamografía”.

Entre 350 a 400 mamografías al mes realiza servicio el Departamento de Radiología del INCAN. Los resultados son entregados a la paciente en un lapso no mayor que 10 días. Conforman este servicio cuatro técnicas y un médico.

ADQUISICIÓN E INSTALACIÓN

El mamógrafo IMS Internazionale Medico Scientifica “Giotto”, de procedencia italiana, representa una inversión de mil ochocientos millones de guaraníes por parte del Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social a través del INCAN, indica la Jefa del Departamento de Administración del instituto, Licenciada Silvia Martínez.

La instalación del nuevo mamógrafo digital está en curso. El equipo ya se encuentra en el INCAN en etapa de ajuste, calibración y actualización a los técnicos en las particularidades tecnológicas, explica el Ingeniero Electrónico César Báez, responsable de este proceso en representación de la empresa proveedora.

El mamógrafo digital consta de tres partes; el gantry que realiza las imágenes y una consola informática que da instrucciones al gantry y actua como estación de adquisición de de imágenes. Su manejo estaría a cargo de las técnicas en mamografía del departamento. Dicha consola envía las imágenes digitales al tercer componente: una estación de trabajo donde el médico radiólogo las interpreta y genera el diagnóstico. La paciente lleva sus imágenes digitales en un disco compacto acompañado con un diagnóstico impreso en papel.

Por quince años, el INCAN ha utilizado un mamógrafo analógico. En el 2015 este hospital público especializado en el diagnóstico y tratamiento del cáncer adquirió su primer mamógrafo digital.

 

Noticias relacionadas

Secciones