La Unión R800 AM

Tras solo nueve meses de los Juegos Olímpicos de Río 2016, las medallas “se caen a pedazos”

Tras ser catalogados por el Comité Olímpico Internacional como “el evento peor organizado de la historia”, los organizadores de Rio de Janeiro 2016 vuelven a verse en problemas. Atletas han denunciado desprendimientos de los metales y hasta piezas oxidadas.
Tras solo nueve meses de los Juegos Olímpicos de Río 2016, las medallas “se caen a pedazos”
21 de mayo de 2017 - 14:23

Los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016 dejaron una marca en la historia del deporte, producto de la mala organización con la que se llevó a cabo. Sin embargo, a nueve meses del final, continúan los problemas para los responsables, ya que las medallas comenzaron a degradarse.

Según la agencia AFP, las preseas se están “cayendo a pedazos”. Mario Andrada, director de comunicación del comité organizador de Río, aseguró que se debe a un problema con la temperatura ambiental.

El velocista jamaiquino Usain Bolt ganó tres medallas de oro en los Juegos de Río 2016. / Foto: Getty.

Hasta el momento, fueron más de 130 ganadores los que devolvieron sus medallas para que se las reconstruyan. “Entre un 6 y un 7% de las medallas han tenido un problema con el revestimiento, debido a veces a la diferencia de temperatura”, comentó Andrada.

“Hemos puesto en marcha junto al Comité Olímpico Internacional (COI) un sistema para corregir el fallo y reemplazar las medallas”, resaltó y volvió a asegurar que el deterioro, “se debe principalmente a un cambio de temperatura entre un país cálido y uno frío”.

Al parecer, la idea de trabajar con objetos reciclados les jugó una mala pasada, ya que la mayor cantidad de preseas defectuosas fueron las de plata, las cuales tenían una pureza del 92% y se crearon a partir de espejos sobrantes, soldaduras de residuos y placas de rayos X, entre otros.

El nadador estadounidense Michael Phelps ganó seis medallas en Río 2016, distribuidas en cinco de oro y una de plata. / Foto: Reuters.

“El problema más común es que se les cayó o se maltrataron y el barniz se ha desprendido y se han oxidado o se han quedado negras en el lugar donde fueron dañadas”, argumentó el Director de Comunicación del comité organizador de Río.

Sin embargo, algunos de los atletas que compitieron tanto en Río como en Londres 2012, informaron que las del país europeo venían con instrucciones para “evitar cualquier tipo de impacto o abrasión”, detalles que no estaban en la competencia brasileña.

Esas instrucciones también decían que “solo se debían limpiar con un paño suave y seco. No usar líquidos, sustancias químicas o sustancias abrasivas al limpiarla”. Si bien el diseño y la composición de las medallas cambian año a año, se espera que para los Juegos del 2020 sean “las más respetuosas del medio ambiente”.

Con información de Infobae.

Noticias relacionadas

Secciones